Miércoles 8 de marzo… así fue #PdV2017

Empezamos la tercera jornada de Punto de Vista con la intervención en rueda de prensa de tres directores de la Sección Oficial-La Región Central, la realizadora Anahit Simonian, que ha presentado L’Abcdaire de l’amoureuse d’un photographe, el director David Arratibel con Converso y Sérgio Tréfaut director de Treblinka.

David Arratibel, Sergio Tréfaut y Anahit Simonian

Con Converso David Arratibel nos introduce en la más absoluta intimidad familiar para hacernos participes de la repentina conversión de sus hermanas al catolicismo. El director ha comentado que veremos “una película sin pudor, que plantea muchas dudas morales sobre hasta qué punto puedes exponer a tu familia para que expresen su proceso de conversión, de tener la certeza de la fe. Además, la película se proyecta en Pamplona, que es de donde somos. No es lo mismo exponerte en la plaza de tu pueblo que en la de un pueblo lejano. En ese sentido, hay nervios”.

Desmontando con inteligencia el formato clásico del documental de entrevistas, el director se sienta en una silla que convierte en confesionario de los otros y en el suyo propio al lanzar preguntas ante un espejo que no es otro que el espejo de casa. “La película se ha hecho a sí misma, no había una premisa ni nada por el estilo. Yo empecé a rodar y a acumular mucho material. El único pacto que existía era el de grabar en intimidad. Incluso llegué a pensar en poner, además de dos cámaras de las conversaciones, una cámara detrás para que se viera que no había nadie -el cámara y el técnico de sonido venían, preparaban todo y se iban. Eso sí, si cuando se grabara todo, si a mi familia no les gustaba, se elimina todo el material y nunca se sabe más”, nos ha contado Arratibel.

Anahit Simonian nos ha presentado su opera prima, L’Abcdaire de l’amoureuse d’un photographe. Fascinada por el universo onírico del fotógrafo francés Guillaume Poussou, toma la cámara por primera vez en su vida –ella es compositora- y documenta los ritmos del proceso creativo y las melodías de una reflexión sobre el latir fotográfico. Es mi primera película. Empezó por casualidad. Tenía que grabar una pequeña entrevista con mi pareja, que es fotógrafo, para un proyecto de DVD. Fue un desastre, no funcionó. Entonces, le propuse filmarle mientras trabajaba. Y mientras filmaba, me pasó algo poderoso, sentí una emoción enorme. Sentí algo que no puedo explicar, solo sabía que necesitaba seguir filmando, ha comentado la cineasta.

Simonian ha confirmado que su amplio conocimiento del ritmo y la sintonía la ayudaron para llegar a conseguir cierta musicalidad en el montaje. Me divertí mucho haciendo el diseño sonoro. Tenía la sensación de estar reinventando el universo sonoro. Me encantó hacerlo porque podía reinventar un universo sonoro pero no solo con referencias del mundo exterior, sino también de mi mundo interior, de mis sensaciones.

El cineasta portugués Sérgio Tréfaut presento a concurso Treblinka, que según sus palabras, “no es exactamente un documental, tampoco ficción, es un ensayo. El punto de partida es un libro de un superviviente del campo de exterminio de Treblinka. En Treblinka murieron un millón de personas y sobrevivieron menos de 50. En todo momento, mientras hago la película, no pienso en hacerla sobre el pasado, sino sobre el presente: los supervivientes. Sobre situaciones absolutamente equivalentes que suceden hoy: con los supervivientes del Mediterráneo, con los supervivientes de Siria, de Ruanda… todas las personas que vivían situaciones absolutamente extremas y que se quedaron sólos en el mundo, como fantasmas”.

“Es una película de fantasmas y de horror absoluto, un horror que es completamente contemporáneo. Nunca quise hablar del holocausto directamente. Por ejemplo, no trabajé con archivos, no filmé en el campo de Treblinka. No es una película sobre el Holocausto, sino sobre la condición humana, porque mientras iban saliendo noticias de los sucesos del ISIS o en Siria; sucesos que están totalmente conectados con mi historia”

La tarde del miércoles fue Tarde de Pelota con la proyección de Pelota (1982) y Pelota II (2915). Con su reconocible voz en off de antropólogo omnipresente sobre las imágenes, el documentalista danés Jørgen Leth, maestro de Lars Von Trier y de la generación Dogma 95, se adentró a comienzos de los años ochenta en la cultura de la pelota, reflejando a su vez la sociedad vasca con la distancia y sabiduría necesarias para no solo superar el paso del tiempo, sino revelar su idiosincrasia.

Desde su metódico punto de partida, siguiendo el proceso artesanal de la fabricación de una pelota, Leth nos presenta a las leyendas del deporte local y enseña la esencia del juego con una precisión inaudita. Lo especial de esta sesión fue comprobar cómo ha cambiado todo treinta años después gracias el rodaje de una segunda parte, codirigida junto a Olatz González, invitada a participar en la sesión acompañada del célebre pelotari Panpi Ladutxe, que hizo las delicias de los presentes contando historias sobre su participación y también aportando su visión de las películas, que considera entendieron el deporte a la perfección.

Tarde de pelota

Olatz González y Panpi Ladutxe. Foto: Txisti

Dentro de La quinta pared, el programa dedicado a sacar el cine al teatro y viceversa, se realizó la proyección tanto en castellano como en euskera de La película jamás vista. Una sesión en la que el público asistente pudo disfrutar de una película gracias a las descripciones de que hacían un grupo de niños procedentes del colegio público Vázquez de Mella y de la Ikastola Jaso de Pamplona, sin más referencias para guiarse que sus palabras. Una experiencia que agotó entradas y con la que invitamos al público a dejarse llevar y experimentar otra forma de acudir al cine.

La película jamás vista

La película jamás vista. Foto: Txisti

Antes del fundido a negro, tercera noche de música, cine y radio en un Katakrak iluminado por las velas y el público. El Séptimo Vicio de Radio 3 recibió a Gari, ex líder de Hertzainak, que interpretó algunos de los temas de su nuevo disco, Estutu. Le acompañaron Oier Aldekoa a los teclados y el Jon Aguirrezabalaga a la guitarra.

En el apartado cinematográfico el realizador navarro David Arratibel diseccionó su segunda película, Converso, que se estrenó ayer a nivel mundial dentro de la sección oficial. Una cinta que según sus propias palabras gira en torno a una pregunta: “¿Qué paso hay entre creer que Dios no existe y creer que sí?”

Más tarde, Aitor Gametxo, ganador del proyecto X Films de Punto de Vista en el 2014, charló con Javier Tolentino sobre su corto, Cicha Symfonia: un trabajo silente que recoge el día a día de una comunidad de sordomudos. La magia de la radio hizo el resto cuando Gari pidió silencio al público para emular, con todo el mundo callado, la banda sonora sin sonido del film.

Gari en Katakrak

El mítico Gari en Katakrak con El séptimo vicio de Radio 3

También pasaron por los micrófonos de Radio 3 los responsables de Revista Filmada, que hicieron un repaso de todo lo visto y sentido hasta el momento, con mención especial para B-52 de Hartmut Bitomsky. Por su parte, los responsables de la recién nacida editorial que ha creado el colectivo Katakrak hicieron un repaso de los títulos que han publicado y publicarán “con material para cambiar mentes”. Para poner punto y seguido a la noche, un público muy animado le dedicó a Gari el “Aitormena” de Hertzainak cantado a capela. ¿Con qué nos sorprenderá hoy jueves Cabezafuego?

Consulta la programación diaria en www.puntodevistafestival

¡Síguenos en FacebookTwitterYoutubeInstagram y Flickr!

Esta entrada fue publicada en #pdv17, #pdv2017 y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>