es | eu | en
inicio  |  noticias 2017  |  Punto de Vista homenajeará a Pío Caro Baroja en su décima edición
BUSCADOR DE PELÍCULASIr a Buscador de Películas
Colección Punto de Vista
NOTICIAS
01.02.2016
Punto de Vista homenajeará a Pío Caro Baroja en su décima edición
Punto de Vista homenajeará a Pío Caro Baroja en su décima edición
Pío Caro Baroja.

Con una presentación del etnógrafo Juan Antonio Urbeltz y los testimonios de protagonistas que aparecen en su gran obra Navarra Cuatro Estaciones, el festival navarro quiere recordar la labor del documentalista recientemente fallecido. Todo ello tendrá lugar en una sesión muy especial de cine y diálogo el martes 9 de febrero a las 20h de la tarde en la sala de cámara de Baluarte. El homenaje contará además con la proyección de las reflexiones y sentimientos que el propio Pío Caro Baroja dejo expresados en 2005 en la primera edición del festival donde tuvo un papel protagonista. Una entrevista realizada en la casa de Itzea en Bera de Bidasoa cerrará la semblanza sobre su labor etnográfica .

Las películas que serán proyectadas para acompañar al coloquio en esta sesión serán las siguientes.

Pío Caro Baroja, la entrevista. (2005, 18 minutos) Realizada por Oskar Alegria.

Realizada hace 10 años con motivo de la redición de su película Guipúzcoa (1980), esta pequeña semblanza en forma de testimonio de Pío Caro Baroja nos descubre y fija para la memoria la figura del homenajeado en un documento único e inédito. Pío Caro Baroja desentraña en una larga entrevista sus andanzas en los rodajes (años de subir a lomos de burra hasta las colinas más escarpadas el pesado equipo de rodaje), sus emociones y vivencias  y su labor como etnógrafo tras la cámara. Es Pío el cineasta en Bera, retratado en la gran casona de Itzea, recordando cordial y humano, un trabajo al que dedicó su cuerpo y alma. 
 

Navarra Cuatro Estaciones: Otoño / Udazkena, 1971, 27min.

Tercera de las estaciones, dedicada al paisaje de los primeros fríos. Con texto de Julio Caro Baroja, el documental es un viaje cronológico de media hora a través de los ritos, labores del campo y fiestas de esa época en la que el bosque enrojece y el aire se llena de caza. Estamos en 1971, año en el que murió Jim Morrison, nació Greenpeace, los yankees seguían enfrascados en Vietnam y el Apolo 14 ponía el tercer pie del hombre en la luna. Mientras, en nuestro pequeño mundo, el aizkolari Astibia vencía con facilidad en las plazas de los pueblos; en la iglesia de Etxalar ardían tímidas las últimas argizaiolak y en los caseríos de Bera todavía se hacía ese elixir de paraíso llamado sidra. Septiembre-octubre-noviembre lleno de fechas rojas en el calendario, con la vendimia en el monasterio de La Oliva, la trashumancia hacia las Bardenas o San Miguel y sus rogativas. Y del paloteado de Cortes se pasa a las redes de Etxalar, en un mapa de Navarra trazado en diagonal etnográfica. En un momento el documental se para y nos dice con solemnidad: “He aquí también una de las últimas mujeres que sabe hilar”. Y nosotros, que la contemplamos, casi medio siglo después, nos preguntamos, ¿qué habrá sido de ella, dónde andará?
 

Navarra Cuatro Estaciones:  Invierno / Negua, 1971 39 min.

¿Cuántos conocen la tradición de Urdiain, ese pueblo agazapado al fondo de la Sakana, por la que cuatro jóvenes vecinos llenan en jarras las primeras aguas del año que brota de la fuente de cuatro caños de la plaza del pueblo cuando suenan las doce campanas de la Iglesia y acto seguido salen corriendo como almas que lleva el diablo a dar de beber con esa agua privilegiada a las autoridades del lugar? Tesoros etnograficos no tan conocidos como éste y los bellos cantos que los acompañan fueron registrados en Invierno, el último capítulo que los Baroja dedican a nuestra Comunidad y a su paisaje de ritos, estación tras estación. El desfile del frío en este caso continúa con los joaldunak y zanpantzar de Ituren y Zubieta, el olentzero de Lesaka y artesanos del cencerro en Malerreka y los zuecos en Valcarlos. Estación estrella sin duda, la de la nieve y el carnaval, y a la que dedicaron más tiempo, en especial al carnaval de Lantz, tan amado por Pío Caro Baroja, como lo demuestra cinematográficamente en unos planos juguetones y subjetivos adoptando la mirada y la danza del bandido Miel Otxin antes de morir ardiendo en su pira final.

volver a noticias

ORGANIZA
Gobierno de Navarra NICDO
COLABORAN
Teatro Gayarre Fundación Museo Jorge Oteiza Civican Centro de Arte Contemporáneo de Huarte Acción Cultural Española Radio 3 Euskalerria Irratia Cultura Film Revista Filmada Revista Don Institut Français
Uso de cookies:
Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información